PANTANO DE CREVILLENTE

A diferencia de la mayoría de pantanos, el de Crevillente no tiene el aporte más o menos continuo de un río, ya que se construyó en el cauce seco del Barranc del Boig o del Bosch y es en realidad un enorme embalse donde se deposita el agua procedente del Trasvase Tajo-Segura, para posteriormente ir distribuyéndola según las necesidades.

Por lo tanto el nivel de agua no depende de las precipitaciones de la zona, ni de la época del año, sino más bien de las condiciones en las que se encuentre el río Tajo y de los trasvases que sean permitidos por el gobierno. A día de hoy tenemos suerte y el pantano se encuentra prácticamente lleno, con su capacidad de almacenamiento cercano al 85%.

Técnicamente hablando se trata de una presa de gravedad construida en 1985, de planta prácticamente recta con una longitud en la parte superior de 360 m. , una anchura en la corona de 12,5 m. y una altura sobre el fondo del barranco de cerca de 55 m.

pincha aquí versión para imprimir

pincha aquí versión satélite WIKILOC

...
Mapa ruta nº 74 Pantano de Crevillente

...
Descripción de la ruta

Se puede dejar el coche junto a la carretera que va de Crevillente a Aspe, luego se desciende por esta antigua variante que quedó inutilizada con la construcción del pantano.

Se va descendiendo cada vez más cerca del agua.

Hasta que la vieja carretera se sumerge en las limpias aguas embalsadas. Como se ve, el asfalto se agrieta y desmorona por la erosión del agua sobre su base.

Se puede apreciar, observando las orillas, que el nivel del agua en esta ocasión es muy superior a lo normal, al encontrar medio sumergidos árboles que no son acuáticos.

Para continuar la ruta, se asciende por la bastante complicada ladera de la montaña, para alcanzar un collado que permite pasar fácilmente al otro lado.
Este tramo también se recorre en la ruta nº 112.


Una vez cruzado el collado, ya está a la vista la presa y Crevillente al fondo.

Se desciende por donde se puede para sortear esta vaguada y alcanzar esta senda.

La senda lleva hasta esta brecha en la sierra que permite llegar sin dificultad a la carretera de acceso a la presa, posiblemente cerrada por una puerta metálica.

video
Si antes de cruzarla, se sube hasta la ladera de la derecha, se obtendrá una magnífica panorámica.

Si no está abierta, se sobrepasa la puerta por un lateral y se cruza sobre la presa del Pantá de Crevillent, que como en el resto del perímetro, está prohibido bañarse.

La ruta continúa por les Crestes de la Penya i Cendra, desde donde se puede distinguir el circuito de motocross de el Cossil, con un trazado modificado debido a la inundación de su parte más baja, por el elevado nivel del agua.

Como se puede apreciar, sobre esta ladera se encuentran los pocos pinos que existen por esta zona tan árida.

Al poco de sobrepasar el largo brazo del pantano que marca su final hacia el Oeste, se encuentra una bajada bastante cómoda.

La susodicha bajada enlaza con una senda que llega hasta un camino asfaltado que hay que seguir a la derecha.

Curioso efecto de la erosión del agua de lluvia sobre la ladera de la cresta que se ha recorrido hace un momento.

Para alcanzar el circuito hay que dejar la senda y pasar por una zona con bastante vegetación, pero no difícil de cruzar.

A nivel de agua, junto al circuito, se descubre este rincón donde un pequeño cañaveral sirve de refugio a algunas aves acuáticas.

Un poco más adelante se encuentra este estrecho brazo de tierra que, con un poco más de nivel del agua, se inundaría y dejaría el trozo de tierra que comunica convertido en una isla.

Tras girar por un pequeño paso, la ruta sigue por esta senda junto a un agua, que desde tan cerca, se observa muy limpia y transparente.

Por esta senda se encuentra una vegetación más vistosa que en el resto de la ruta.

Aquí se encuentran las ruinas de una edificación y unos eucaliptos que de momento sobreviven a la inundación.
La senda desaparece pero se puede continuar pegados al agua por la ladera que se ve tras los árboles.

Imagen de la misma zona.

La ruta continúa subiendo junto a esta zona rocosa hasta alcanzar una carretera.

La carretera rodea este brazo del pantano que sube hacia el Norte y se encuentra este otro ejemplo del nivel inusual del agua.


El gran brazo del Nord-Este y el grupo de casas valladas impide seguir el perímetro del pantano.

video
Por lo que después de visitar esta zona y disfrutar de estas vistas.

Hay que volver a la carretera

Después de recorrerla un tramo, se llega al cruce con la carretera conocida como de "La Garganta", prácticamente junto al coche.



Ruta de 9,44 Km realizada en 160' el 05/04/2009